¿Qué puede haber mejor para un apasionado del medio rural, que trabajar en contacto con los agentes locales y ayudarles a llevar a cabo sus proyectos?

David Larrión Gil es un afortunado en ese sentido. Disfruta de la vida rural tanto a nivel personal como en lo profesional. Este Agente de Desarrollo Local comenzó en el 2002 a trabajar en el Grupo de Acción Local Zona Centro de Valladolid y actualmente es Gerente del Programa Operativo PRODER, LEADERCAL y actualmente de la Iniciativa LEADER Castilla y León (2014-2020). Nos ha concedido esta entrevista para explicarnos la gran labor que él y su equipo desarrollan en los municipios adheridos a la asociación.

¿De dónde te viene esta pasión por el medio rural?

Empezó cuando realicé un curso de Agente de Desarrollo Local en Simancas y comencé a verlo desde una perspectiva diferente a la que había tenido hasta entonces. Me aficioné por el senderismo, la ornitología, el turismo de naturaleza, y me interesé por la gastronomía y la transformación de productos locales.

Esa mezcla explosiva ha hecho que tanto mi vida profesional como la personal, estén a día de hoy directamente ligadas al medio rural.

¿Qué es el Grupo de Acción Local Zona Centro de Valladolid?

Zona Centro de Valladolid es una Asociación que cuenta en la actualidad con unos ochenta socios, cuyo objetivo es promover y sostener el desarrollo local. Su territorio comprende un total de cuarenta municipios comprendidos entre la Vega Baja del Duero, los Montes Torozos, y Tierra de Campos Sur.

El Grupo de Acción Local Zona Centro de Valladolid se puso en marcha con el Programa de Desarrollo Rural PRODERCAL (2000-2006). Posteriormente gestionó el programa LEADERCAL (2007-2013) y actualmente gestiona un Programa LEADER Castilla y León (2014-2020).

Dentro de este marco 2014-2020 se van a gestionar 1.076.866,53 euros en una primera fase marcada en principio hasta el 2018. Si todo se desarrolla con normalidad, esta partida supondrá el 40% del total del presupuesto para todo el marco. Estos fondos proceden del Fondo Europeo Agrario de Desarrollo Rural (FEADER), el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y la Junta de Castilla y León.

¿Cuál es la metodología LEADER, y la estrategia de desarrollo local LEADER?

Los G.A.L. basan sus actuaciones en la aplicación de la metodología LEADER. Esto significa que la población local puede decidir sobre las prioridades de actuación a través de su propia estrategia comarcal.

Europa entiende que quién mejor conoce las necesidades de un territorio son sus propios habitantes. Por eso los GAL están representados por los agentes activos de sus territorios, que son los que deciden a que necesidades van a destinarse esos fondos. Estos agentes son asociaciones, ayuntamientos, empresarios, cooperativas, consejos reguladores, etc.

¿Qué tipos de proyectos tienen cabida en esta estrategia 2016-2020? ¿Qué requisitos hay que cumplir para poder ser uno de los proyectos financiados?

Antes de hablar de proyectos me gustaría destacar que los Grupos de Acción Local no somos meros gestores de ayudas públicas. Si fuera así no nos diferenciaríamos de otros organismos administrativos que tramitan ayudas en el medio rural.

Lo que nos diferencia realmente es que somos auténticos laboratorios para fomentar iniciativas innovadoras que promuevan nuevos productos y servicios. Por eso tratamos de apoyar aquellos proyectos que aporten algo diferente, algo novedoso al medio rural.

Los GAL pueden subvencionar tanto proyectos productivos como no productivos, dependiendo si la actividad a desarrollar tiene ánimo de lucro o no. Los requisitos son principalmente dos: ejecutar el proyecto en cualquiera de nuestros cuarenta municipios y no haber iniciado inversiones o gastos anteriores a la solicitud de ayuda.

¿Qué proyectos de los que han salido adelante destacaría? ¿Nos puede adelantar algo de algún proyecto que esté actualmente en curso?

En estos casi quince años hemos tenido proyectos muy interesantes. A nivel no productivo destacaría los tres albergues en la ruta del Camino de Santiago, la recuperación los castillos de Tiedra y Trigueros del Valle, pero también iniciativas más humildes como las llevadas a cabo por pequeñas asociaciones como las de Torrelobatón o Mota del Marqués.

En el terreno de los productivos destacaría el Centro Astronómico de Tiedra, un centro de formación en Geria o la Quesería Artesanal de Mucientes.

A fecha de hoy son muchas las solicitudes de ayuda que tenemos ahora mismo registradas. Pero destacaría una quesería artesanal, una planta de tratamiento de biomasa o un centro de interpretación de la lavanda.

En todos los años de trayectoria, ¿cuál cree que ha sido el mayor logro del GAL Zona Centro?

El mayor logro en todos estos años ha sido el hacer de nuestra sede un punto de información y de resolución de problemas para la población de la comarca. No sólo se nos conoce por las ayudas que concedemos, sino porque tratamos de ayudar a la población en otros temas como el asesoramiento laboral, la búsqueda de empleo, la impartición de cursos de formación y cualquier información relacionada con el territorio.

¿Qué necesidades son las que tienen principalmente los pueblos de la comarca?

Las necesidades principales están relacionadas con la falta de servicios. Esta es la causa principal de la pérdida de población en nuestro ámbito de actuación, junto con el propio envejecimiento y la falta de trabajo. En nuestro territorio apenas hay centros de día, residencias o zonas de ocio para jóvenes y mayores. Esto hace que la población emigre a zonas con mejores servicios. En nuestro caso la cercanía a Valladolid capital facilita esa emigración.

¿Cree en el resurgir del medio rural?

Más que creer en el resurgir del medio rural creo en una nueva configuración y en un nuevo modelo de gestión. A largo plazo va a haber más municipios que hagan funciones de cabeceras de comarca y esto conllevará a la desaparición inevitable de los más pequeños.

¿Qué más cree que se puede hacer desde Europa para lograr un desarrollo sostenible de nuestro medio rural?

En mi opinión las políticas europeas son acertadas, el problema radica en que hay que ser mucho más estrictos en su interpretación y aplicación, especialmente a nivel nacional.

¿Qué cree que necesita un emprendedor rural para alcanzar el éxito en su negocio?

Lo principal para llevar a cabo un proyecto es creer en él. Nuestra experiencia nos ha demostrado que si realmente se cree en el proyecto, se superan muchas de las barreras ante la administración y las entidades financieras, principales obstáculos a los que se va a enfrentar el promotor a corto plazo.

Por otro lado es primordial conocer la normativa que regulará su actividad y las potencialidades del territorio y del mercado al que se va a dirigir.

Ayuntamientos, asociaciones, emprendedores ¿Quiénes son los que más recurren al GAL?

A nuestra oficina acuden principalmente personas que quieren iniciar su primer proyecto empresarial y demandan asesoramiento integral de la actividad que van a realizar. A la hora ya de solicitar y tramitar una ayuda la cosa está muy equilibrada entre ayuntamientos y empresas.

TIMRURAL trabaja por y para el medio rural. ¿De qué manera cree que se podrían establecer sinergias entre TIMRURAL y el GAL Zona Centro?

Los programas en los que trabaja TIMRURAL son la base de la estrategia del Grupo para el nuevo marco. Así la innovación, la sostenibilidad, las nuevas tecnologías o la formación aplicadas a las empresas y al territorio, hacen que compartamos unos objetivos comunes. Por esta razón entendemos que en un futuro se podría colaborar en proyectos que compartan nuestra estrategia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *